Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar los servicios, obtener información estadística, mostrar publicidad personalizada a través del análisis de tu navegación, así como para programas de afiliación.
Consideramos que la aceptas si sigues navegando.

aceptar
5 PLANTAS QUE NECESITAN POCA LUZ

5 PLANTAS QUE NECESITAN POCA LUZ

Si aún no te has atrevido a poner plantas en casa porque te preocupa que no reciban la cantidad de luz suficiente, te damos la solución: 5 plantas que apenas necesitan luz para vivir.

Sigue leyendo y te contaremos qué plantas escoger y como cuidar de ellas para que estén sanas y lindas. No te olvides de mirar nuestra selección de plantas de interior para empezar a llenar tu casa de verde y alegría.

  1. Poto

 (Potho Colgar/Potho Tutor)

El Poto es una planta de interior trepadora que puede dejarse colgante, aunque existe la posibilidad de guiar los tallos sobre un tutor para que crezca a lo alto. Te recomendamos que pienses el mejor espacio para ubicarla y decidir así, de qué manera la vas a tener, si colgante o de pie.

Ten en cuenta que en interiores puede llegar a crecer hasta 2m de altura, por lo que deberás disponer de un espacio suficiente si quieres que llegue a su altura máxima.

En cuanto a sus cuidados más específicos, debes saber que las mejores temperaturas para que esta planta pueda crecer son de 15ºC a 30ºC, por lo que el interior es un lugar perfecto para cultivarla. Cuidado con el exceso de agua, es sensible al sobre riego, pulveriza las hojas con agua tibia para que aumenten su tamaño y riega la base aproximadamente una vez por semana para que esté en plenas condiciones.

El Poto cuenta con la capacidad de absorber contaminantes que pueden ser perjudiciales para la salud, por lo que son una apuesta ideal para tener en el hogar.

 

  1. Lengua de suegra

(Sanseviera Trisfaciata)

Es posible que hayas oído hablar de esta planta con otros nombres como planta serpiente o cola de lagarto. Es una planta de interior cuyas hojas son de color verde oscuro con bordes amarillos. Son hojas planas, muy gruesas y duras, que pueden llegar a medir hasta 50 cm de longitud.

Hablamos de una planta que es una auténtica superviviente, ya que se adapta a una gran variedad de condiciones y requiere de muy pocos cuidados. Aunque tiene fama de ser indestructible, lo ideal para cuidarla es mantenerla en temperaturas mínimas de 10ºC y máximas de 40ºC. No necesita más de un riego cada 15 días y no precisa de abonados para crecer. Su crecimiento es lento y le gustan los recipientes pequeños, por lo que no debes preocuparte del trasplante hasta pasados 3 o 4 años.

Esta planta es una gran aliada en tu hogar, ya que absorbe toxinas y libera oxígeno. Tiene la capacidad de liberar humedad en el aire, lo que conlleva a la disminución de alérgenos y la mejora de la calidad del aire.

 

  1. Cinta

(Chlorophytum comosum)

También conocida como malamadre o araña, esta planta nativa de Sudáfrica es una gran opción para tener en casa. Sus hojas son largas y finas, de color verde con el interior blanquecino y, en primavera, le crecen “hijos” a los extremos de los tallos colgantes que pueden separarse para ser plantados.

En invierno basta con regarla una vez a la semana, sin embargo, en verano debes aumentar la cantidad a 2-3 veces semanales y pulverizar las hojas para mantenerla húmeda. Soporta temperaturas desde -2ºC hasta 30ºC y debes tener en cuenta que crece a gran velocidad por lo que deberás cambiarla de maceta una o dos veces al año. 

Tiene cualidades antiinflamatorias y cicatrizantes, por lo que puede utilizarse para uso cutáneo, bien machacando las hojas en forma de emplaste o mezclando el zumo de las hojas con aceite o vaselina para formar un ungüento.

 

  1. Drácena

(Dracaena marginata)

La drácena es una planta con tronco y hojas largas y finas de color verde con filos rojizos. Es muy común tenerlas en grupos de tres con diversas alturas para crear un efecto de frondosidad y aportarle mayor interés.

Es importante saber que este tipo de planta es de crecimiento muy lento, por lo que deberás tener en cuenta la altura al seleccionarla, ya que no notarás cambios de tamaño rápidamente.

Se adapta sin problemas a ambientes secos y oscuros, no tolera el sol directo, pero la luz indirecta le va muy bien. Las temperaturas ideales para esta planta concuerdan a la perfección con la temperatura media que mantenemos en nuestros hogares: entre 20ºC y 25ºC.

En verano el riego debe ser de frecuencia semanal, sin embargo, en invierno pueden pasar hasta tres semanas sin regarla y no sufrirá en exceso. El mejor indicador es comprobar si el sustrato está seco entre riegos. Lo mejor es mantener humedad en el ambiente y se aconseja pasarles un paño húmedo a las hojas, ya que tienden a acumular polvo.

 

  1. Palmera de salón

(Chamaedorea)

Esta planta destaca por su densidad y elegancia, sus largos y finos tallos amarillentos culminan en grandes hojas de color verde oscuro. Puede mantener su aspecto fino y sano durante años antes de necesitar ser trasplantada. Si se aprecia descompensación entre la frondosidad de las hojas y el tamaño del tiesto, lo ideal es pasarla a una maceta de mayor tamaño para reactivar el crecimiento de nuevas raíces y hojas.

La temperatura ideal para su crecimiento es entre 17ºC y 23ºC, lo mejor es mantenerla en una franja de temperatura constante, por lo que tener nuestra planta en el interior es una gran opción. El riego debe ser moderado, dejando que el sustrato llegue a secar entre cada riego, utiliza como guía, 1 vez a la semana en verano y cada 15 días en invierno. Es importante pulverizar las hojas en las estaciones más calurosas para mantener nuestra planta hidratada.

Es una planta sencilla de mantener, bastante económica y se venden en varios tamaños, por lo que será muy fácil encontrar la que mejor encaje contigo.

 

No le des más vueltas y empieza a llenar tu casa de plantas para aprovechar al máximo sus beneficios y darle a tu hogar un toque cálido. Entra en la web, examina nuestro catálogo y descubre la gran selección de plantas para interior. 

Si aún después de leer este post no te hemos convencido o sigues teniendo dudas, llámanos (692 09 22 12) y te asesoraremos para encontrar las plantas que mejor se adapten a ti.

Deja una respuesta